El pasado martes, el gobernador Jorge Capitanich y el ministro del Gobierno, Juan Manuel Chapo firmaron un Decreto por el cual crearon la subsecretaría de Prevención y Seguridad en Abordaje Territorial. Y para dicho cargo, designaron al policía y periodista Gustavo Olivello, lo que generó un fuerte rechazo de varios sectores de la sociedad, entre ellos Movimientos Sociales y del Sindicato de Prensa.
Según establece el Decreto 1133, la creación de dicha Subsecretaría tiene por objeto asistir al Ministerio de Gobierno a “fortalecer los procesos que propendan al sostenimiento y consolidación de las instituciones democráticas en su función de garantizar la paz, la seguridad y el desarrollo de la comunidad…….” por lo que consideran que Olivello reúne la idoneidad necesaria para ocupar dicho cargo.
Durante la mañana y la tarde de este jueves numerosas organizaciones sociales se movilizaron por la ciudad para manifestar su rechazo a dicha designación. Desde este sector entienden que se trata de cargo político y un ámbito sensible que debiera estar a cargo de una persona con trayectoria y territorio que conozca las necesidades de los movimientos, por lo que manifestaron que ellos como movimiento piquetero cuentan varios candidatos idóneos para ocupar ese cargo.
Desde el Sindicato de Prensa del Chaco también  expresaron su preocupación y rechazo a la reciente designación mediante un comunicado de prensa. “El estado de alerta por el nombramiento al frente de la Subsecretaría de Prevención y Seguridad en el Abordaje Territorial se basa en los magros antecedentes de la relación de Olivello con las y los trabajadores de Prensa“, argumentaron.
“Recordamos que el flamante funcionario, en su rol de agente policial, protagonizó en los últimos años al menos dos casos en los que agredió, maltrató y ejerció abuso de autoridad ante a periodistas, reporteros gráficos y trabajadores de Prensa de distintos medios de Resistencia“, expresaron.
En este sentido manifestaron su preocupación por los antecedentes de Olivello que “se intensifica aún más si se tiene en cuenta que el rol que va a desempeñar en el gobierno lo vincula al monitoreo y control de manifestaciones públicas, actividades que son de diaria cobertura por parte de las y los trabajadores periodísticos. Además de la preocupación por quienes participan de las manifestaciones, teniendo en cuenta los antecedentes represivos del ex policía”.
“Aprovechamos la oportunidad, para realizar un llamado de atención al gobierno para que garantice el libre desempeño y tarea de las y los trabajadores de Prensa en todo momento, especialmente en situaciones ligadas a la actividad policial y del área a cargo de Olivello”, señalaron.
En el mismo documento, desde el Sindicato que nuclea a un grupo de trabajadores de prensa de la provincia, recordaron los antecedentes que tuvieron como protagonistas al flamante funcionario provincial en función de policía y a trabajadores de prensa.
Así recordaron que “el 20 de abril de 2010, el por entonces agente policial Olivello había ordenado la detención del reportero gráfico Gustavo Torres (de El Diario de la Región) cuando tomaba fotografías de una mujer que estaba tendida en el suelo con pérdida de conocimiento.
En aquella ocasión, el trabajador de Prensa fue trasladado a una comisaría de Resistencia donde permaneció varias horas incomunicado e incluso lo obligaron a borrar seis fotografías de su cámara.
En 2014, la periodista de Norte Mónica Kreibohm denunció a Olivello por dispararle con postas de goma y provocarle heridas de bala en su cuerpo.
Esa situación se dio durante una manifestación docente que era cubierta por la periodista, quien había intentado ayudar a tres gremialistas que eran obligadas a tirarse al piso por parte de efectivos policiales”.

Facebook Comments

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here